Kim Jong-un quiere reunirse con Trump, dice desertor norcoreano

La única manera de cambiar el destino de Corea del Norte es cambiar a su líder, dice el diplomático norcoreano más veterano en desertar en casi 20 años.

 Thae Yong Ho era el número dos en la embajada norcoreana en Londres antes de escapar con su esposa y sus dos hijos, llegando a Corea del Sur en agosto.
Thae Yong Ho en entrevista con Paula Hancocks, de CNN.

Thae Yong Ho en entrevista con Paula Hancocks, de CNN.

“Mientras Kim Jong-un esté en el poder, no habrá ninguna posibilidad de que en el mundo mejore la cuestión de los derechos humanos” o que “se cancele el programa nuclear”, dice.

Las esperanzas iniciales de Thae de que la juventud de Kim y sus estudios en el extranjero lo convirtieran en un reformador pronto fueron destruidas al ver que cada vez más colegas suyos oficiales de alto rango eran ejecutados, casi por capricho.

“Si Kim Jong-un decide matar a alguien, si piensa que es una amenaza o le asusta, sólo quiere deshacerse de él y esa es la realidad actual de Corea del Norte”, dice, añadiendo que sabe que más funcionarios de élite desertarán.

Un grupo de expertos de un centro de pensamiento surcoreano afiliado a la agencia de inteligencia del país (la INSS) asegura que al menos 340 personas han sido condenadas a la ejecución desde que Kim asumió el poder en diciembre del 2011.

Una reunión con Trump

Ho desertó mientras era el segundo de la embajada norcoreana en Londres.

Ho desertó mientras era el segundo de la embajada norcoreana en Londres.

Thae dice que después de su sorpresa inicial tras la victoria del presidente Donald Trump en las elecciones en Estados Unidos, Kim ahora lo ve como “una buena oportunidad para abrir una especie de compromiso con el nuevo gobierno estadounidense”.

Pero Thae insiste en que Kim sólo hablará en sus términos, haciendo énfasis en el discurso de Año Nuevo del líder. “El nivel de este discurso de Año Nuevo es casi el de un brusco chantaje”, dice.

En el discurso, Kim dejó en claro que si Estados Unidos continúa con su política actual contra Corea del Norte, seguirá agregando armas nucleares a la capacidad militar del país. “Lo calificó como capacidad de ataque preventivo”, asegura Thae. “Exactamente, son los misiles balísticos intercontinentales”.

Durante su campaña, el presidente Trump dijo que estaría dispuesto a reunirse con Kim. Thae hace un llamamiento para que el presidente lo reconsidere, asegurando que le daría al líder de Corea del Norte una legitimidad que actualmente no tiene en su propio país.

“El presidente chino, Xi Jinping, ni el ruso, Vladimir Putin, no se han reunido con Kim Jong-un”, afirma.

Thae asegura que, a pesar de la lealtad de comando a través del temor, Kim sigue luchando por asegurarse la legitimidad de la que disfrutaron su padre, Kim Jong-il y su abuelo, Kim Il-sung.

Fuente: CNN